Compartir

Luego de la competencia por equipos realizada en los primeros días de los Juegos Olímpicos de Invierno del 2018, el patinaje artístico sigue en actividad.


Compitieron tres disciplinas: patinaje en parejas, hombres y danza en parejas. En la espera de la ultima y la mas importante de las competencias el patinaje individual femenino, realizamos un resumen de lo ocurrido en Corea del Sur.

Por primera vez en décadas, Rusia no obtuvo ningún puesto en los podios. Si bien este año no compiten como país, si no que se encuentran bajo la bandera de “Atletas Olímpicos de Rusia”, ninguno de sus competidores llego a los mejores puntajes. La única posibilidad de una medalla en el patinaje esta en manos de la defensora de la presea y quien obtuve el primer puesto en la competencia por equipos Evgenia Medvedeva.

El amor, la técnica y la lucha por el podio

La primera competencia fue la competencia en parejas. Que empezó el día de los enamorados, dentro de los programas cortos muchas de las parejas, que tienen relaciones amorosas, pudieron demostrarse su amor. Pero las actuaciones más destacadas se dieron el jueves, durante los programas largos cuando se jugaban los puestos finales. Las tres parejas que se subieron a al podio fueron…

En el bronce se ubico la pareja canadiense de Eric Bradford y Meagan Duhamel, quienes terminaron con 230.15 puntos la competencia. Con una sonrisa en el rostro, los medallistas de oro en la competencia por equipo volvieron a estar en lo mas alto. Por su parte Eric, quien la semana pasada había sido noticia por ser el primer deportista abiertamente gay en ganar una medalla de oro en unos Juegos, ahora suma en los mismos juegos una segunda presea.

En el segundo lugar se ubicó la pareja china de Wenjing Sui y Cong Han, quienes habían obtenido el primer puesto el miércoles en el programa corto con un puntaje de 82.39, cerraron la competencia con un puntaje total de 235.47. A tan solo 43 centésimos de la medalla dorada. Habían realizado una actuación casi perfecta, una pequeña caída les quitó la oportunidad de escalar al primer puesto.

Pero al final la verdadera estrella fue la alemana Aljona Savchenko, quien junto a su pareja Bruno Massot obtuvo la medalla dorada de la disciplina. El francés, recientemente nacionalizado, es su pareja desde el 2014, pero ella ya tenía experiencia en varios Juegos Olímpicos. Junto a Robin Szolkowy, había ganado dos medallas de bronce, en el 2010 y en 2014. Pero en esta ocasión estaba decidida a completar su sueño de la presea dorada. Este es el primer título de Alemania en la prueba desde 1952.

 

 

El español que hizo historia

La segunda competencia fue la disciplina individual de hombres. La mayor noticia estuvo en el podio, de la mano del español Javier Fernández. El joven madrileño de 26 años obtuvo la medalla de bronce.

El patinador había quedado en segundo lugar en el programa corto con un puntaje de 107.58 y finalizo el programa largo con 197.66, un total de 305.24, solo 1,66 por debajo del japonés Shoma Uno, que le arrebató la plata. El oro fue para el compañero de entrenamientos del español en Toronto (Canadá), el japonés Yuzuru Hanyu, con un puntaje total de 317.85.

Entrenado por Brian Orser y la coreógrafa Tracy Wilson, el español obtuvo la cuarta medalla olímpica en toda la historia de España en unos Juegos de invierno. Destacando que España no conseguía subirse al podio en unos Juegos desde 1992, cuando otra Fernández (Ochoa) y de nombre Blanca, se colgaba el bronce en eslalon, este fue un logro total para el patinador.

El igual que las dos parejas de danza que compiten por España en estos juegos, Javier utilizo la música del “Hombre de La Mancha” para su programa libre.

Recordemos que el patinador ya había participado de los Juegos Olímpicos de Invierno realizados en Socho (Rusia) en el 2014. En dicha competencia un mínimo error de cálculo lo dejó fuera de un podio, que encabezó Hanyu, con un cuarto lugar.

Esta última temporada obtuvo el primer lugar en las siguientes competencias: Autumn Classic International, Trofeo Éric Bompard, Campeonato de España y Campeonato Europeo. Las ultimas dos las domina con el oro desde la temporada 2012-2013.

Los dueños de la corona

Los canadienses Tessa Virtue y Scott Moir, fueron las estrellas del país en la prueba por equipos. Con un puntaje total de 198.61, habían liderado los dos programas y posicionaron a cañada en lo mas alto del podio.

En el encuentro de la disciplina defendieron su corona. Lideraron la prueba tras el programa corto, que se realizo el lunes en corea del sur (la noche del domingo en Argentina). Con un programa impecable obtuvieron 83.67 puntos, rompiendo así el récord olímpico con la mejor puntuación en un programa corto de danza.

Ayer por la noche se proclamaron campeones olímpicos de danza de patinaje artístico, al ritmo del conocido tango “Roxanne” de la banda sonora de la película “Moulin Rouge” consiguieron 206,7 puntos, 0.79 más que la pareja francesa que integran Gabriella Papadokis y Guillaume Cizeron, que capturó la plata.

Los canadienses se suben por tercera vez al podio olímpico, ya habían obtenido el oro en Vancouver 2010 y la plata en Sochi 2014.

Lucía Romero – @luciaromeroo / Fotos: Billboard, Diario AS