Compartir

Tuvimos una linda charla con una de las atletas referentes de nuestro país. Nos contó sus objetivos para el 2018, cómo es un día de su vida en el CeNARD y la importancia de los Juegos Nacionales Evita en su carrera deportiva.


¿Balance que haces del 2017?

-Muy bueno. Mejoré mis marcas personales y me sentí mejor físicamente que años anteriores.

Comparando todos los torneos en los que competiste, ¿con cuál te sentiste mejor?

-El mejor torneo fue el grand Prix de Buenos Aires. Hice record nacional y me sentí muy cómoda. Otra de las mejores carreras fue a fin de año, donde estaba muy bien físicamente.

¿Cuál es el principal objetivo para este 2018?

-Es un año muy importante para mí porque hay muchos torneos importantes. Tenemos los ODESUR, el iberoamericano y Panamericanos Universitarios. En julio quiero hacer una gira por Bélgica y España. Los meses de marzo y abril van a ser clave porque son clasificatorios a estos torneos.

¿Qué significan los juegos evita en tu carrera?

-Los Evita para mi fueron fundamentales ya que creo que no hubiera hecho atletismo sin los esos juegos. De donde yo soy se conocen y se entrena básicamente para los Evita. Lo principal es poder calificar a una instancia nacional. Lo único que conocía era esa competencia. Gracias a los Juegos me vio un entrenador del CeNARD y con eso me pude venir a vivir a Buenos Aires.

¿Crees que sos un ejemplo que, pese a ser del interior, se puede llegar?

-Si. Las limitaciones con respecto al deporte se las pone cada uno. Las condiciones tenés que tenerlas pero se puede entrenar. Y tenés que tener los elementos, cómo una pista acorde.

¿Qué sueño tenés con el atletismo?

Los mismos que tenemos todos. Llegar a un juego olímpico y poder representar al país de la mejor manera.

¿Cómo es un día en la ida de Valeria Barón?

-Arranco a las 6:45.Me levanto, desayuno en el CeNARD. Voy a la facultad y curso 3 o 4 horas. Vuelvo al CeNARD y almuerzo. Voy a la pista o al gimnasio a entrenar. Algunos días cuando llego más temprano trato de meter un turno a la mañana. A la noche ceno en el comedor del CENARD y me acuesto a dormir. Esa es mi rutina.

¿En que momento de tu vida, el atletismo dejó de ser un deporte y pasó a ser tu profesión?

-Es mi profesión pero supongo que la parte profesional las sentí por primera vez cuando logré una medalla sudamericana y después logré clasificar a un mundial. Fue el cambio de un nivel normal y sentir al atletismo profesionalmente.

Salieron varios atletas ¿te animarías a salir en el ESPN Body Issue, para promocionar el atletismo?

-Si. No me molestaría hacerlo. No sé si es una forma de promocionar e atletismo, pero si se me presenta la oportunidad lo haría.

Andrés Montivero – @amontivero